Una mujer está sonriendo. El texto dice: Soy prueba viviente de que el tratamiento de metadona funciona.

[ View this page in English ]

Tratamiento del trastorno por consumo de opioides

El trastorno por consumo de opioides (TCO), a veces llamado adicción a los opioides, es una enfermedad crónica. El TCO se define como un patrón problemático de consumo de opioides (como el fentanilo, la heroína y la oxicodona) que provoca un deterioro o malestar graves.

El TCO puede consistir en lo siguiente:

  • Una necesidad compulsiva de consumir opioides.
  • Dedicar una gran cantidad de tiempo a buscar, conseguir y consumir opioides.
  • Dificultad para cumplir obligaciones sociales o laborales importantes.
  • Causar daños físicos o psicológicos relacionados con el consumo de opioides.

Una persona con TCO no puede reducir o dejar de consumir opioides, aunque quiera o aunque su consumo de opioides interfiera en su vida diaria.

Medicamentos

El TCO se puede tratar con medicamentos. Los beneficios de los medicamentos para el trastorno por consumo de opioides incluyen:

  • Reducir la probabilidad de una sobredosis mortal.
  • Apoyar la decisión de reducir o abandonar el consumo de opioides.
  • Reducir el ansia o el impulso de consumir opioides.
  • Proteger la salud en general, incluida la reducción del riesgo de transmisión de enfermedades infecciosas como el VIH, la hepatitis C y otras enfermedades de transmisión sanguínea.

Escuche las historias de estos neoyorquinos sobre cómo el tratamiento les ayudó a superar el trastorno por consumo de opioides.

Actualmente, existen tres tipos de medicamentos aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (FDA, por sus siglas en inglés) para tratar el trastorno por consumo de opioides:

  1. Buprenorfina.
  2. Metadona.
  3. Naltrexona en inyección de descarga extendida.

La buprenorfina y la metadona son el tratamiento de referencia. Existen décadas de pruebas que demuestran su eficacia. El tratamiento con buprenorfina y metadona se asocia a una mejora del bienestar y el funcionamiento social, y a una reducción de las tasas de consumo de drogas y muerte.

Un proveedor de atención de salud debe recetar medicamentos para el trastorno por consumo de opioides. Los pacientes pueden utilizar estos medicamentos durante varios meses, años o de por vida. Los pacientes pueden combinar el uso de la medicación con asesoramiento o cuidados de apoyo.

Buprenorfina

La buprenorfina es un medicamento que trata el trastorno por consumo de opioides. Puede tomarse de forma oral o inyectada. La buprenorfina es un agonista opioide parcial. Esto significa que activa los receptores opioides del cerebro, pero con menos fuerza que los agonistas opioides completos como el fentanilo o la heroína. Suboxone y Zubsolv son nombres comerciales comunes.

Beneficios de la buprenorfina:

  • La buprenorfina reduce los deseos de consumir y el síndrome de abstinencia al tiempo que bloquea los efectos euforizantes de otros opioides. Esto hace que sea más fácil dejar de consumir opioides o reducir su consumo, lo que permite centrarse más en otras áreas de la vida.
  • La buprenorfina se puede obtener con receta de médicos, enfermeras y asistentes médicos. Con una receta, la buprenorfina puede obtenerse en una farmacia y tomarse en casa, como cualquier otro medicamento.
  • Medicaid, Medicare y la mayoría de los demás planes de salud pagarán la buprenorfina, como cualquier otro medicamento.

Cómo acceder a la buprenorfina:

Hay varias formas de que los neoyorquinos encuentren un proveedor de atención de salud que ofrezca tratamiento con buprenorfina para el trastorno por consumo de opioides:

  • Hable con su proveedor de atención de salud: Muchos médicos generalistas, personal de enfermería especializado y asistentes de médicos recetan buprenorfina. Pregunte a su médico de cabecera si ofrece tratamiento con buprenorfina.

  • La buprenorfina en el consultorio (incluida la atención primaria): Visite el NYC HealthMap. En la parte izquierda haga clic en " Drug and Alcohol Services” (Servicios de drogas y alcohol). Verá un menú desplegable para el tratamiento con buprenorfina.

  • Búsqueda de proveedores y programas en la Oficina de Servicios y Apoyo a las Adicciones del Estado de Nueva York (OASAS, por sus siglas en inglés): Busque en línea un proveedor o programa de tratamiento por consumo de sustancias en el Tablero de Disponibilidad de Tratamientos del Estado de Nueva York.

  • Directorio de proveedores de buprenorfina de la Administración de Servicios de Abuso de Sustancias y de Salud Mental (SAMHSA, por sus siglas en inglés): Llame con anticipación para asegurarse de que la información del proveedor sigue siendo correcta. SAMHSA también tiene un localizador de tratamientos en el 1-866-287-2728.

  • Programas de servicios de jeringuillas (SSP, por sus siglas en inglés)
    • Los programas de servicio de jeringuillas (PDF) ofrecen servicios como equipamiento para un uso más seguro de las drogas y educación sanitaria, acceso a la naloxona, coordinación de la atención y derivación a otros servicios. Algunos programas ofrecen servicios de tratamiento con buprenorfina en el lugar o a través de la telesalud, o pueden ayudar a poner en contacto a las personas con tratamientos con buprenorfina en otros lugares.

  • Departamentos de urgencias: Algunos servicios de urgencias pueden proporcionar un breve suministro urgente de buprenorfina hasta que el paciente pueda obtener una cita con un proveedor de tratamiento con buprenorfina.

  • 988 es una línea directa gratuita y confidencial disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana, para todos los neoyorquinos que busquen ayuda para el consumo de sustancias y otros problemas. Llame o envíe un mensaje de texto al 988 para obtener ayuda.

Metadona

La metadona es un agonista opioide completo y activa los receptores opioides del cerebro. Se toma oralmente, normalmente en forma líquida. Los pacientes suelen tomarla a diario en los programas de tratamiento de opioides.

Beneficios de la metadona:

  • La metadona elimina los síntomas de abstinencia y alivia los deseos de consumir, bloqueando los efectos euforizantes de los opioides. Esto hace que sea más fácil dejar de consumir opioides o reducir su consumo, lo que permite centrarse más en otras áreas de la vida.
  • La metadona puede ser eficaz cuando no se desean o no han resultado ideales otros medicamentos, como la buprenorfina o la naltrexona de descarga extendida.
  • La metadona se suministra en un entorno altamente supervisado en el que pueden prestarse servicios adicionales en el lugar, como asesoramiento.

Cómo acceder a la metadona:

Solo se puede acceder a la metadona en programas registrados de tratamiento de opioides, antes conocidos como clínicas de metadona. Los programas de tratamiento de opioides normalmente sólo dispensan metadona, aunque algunos también ofrecen buprenorfina y naltrexona de descarga extendida. Los programas de tratamiento de opioides son el único entorno en el que se puede recetar legalmente metadona. Por lo general, los pacientes deben acudir casi a diario a un programa de tratamiento de opioides para tomar la medicación bajo la supervisión del personal. En algunos casos, los pacientes pueden llevarse la medicación a casa.

Los programas de tratamiento de opioides también deben proporcionar asesoramiento y otros servicios de atención conductual.

Actualmente hay más de 70 programas de tratamiento de opioides en la ciudad de Nueva York. Algunos programas de tratamiento de opioides del Estado de Nueva York ofrecen servicio de entrega de metadona. Póngase en contacto con el programa para saber si ofrece servicio de entrega y si usted reúne los requisitos.

Naltrexona inyectable de descarga extendida

La naltrexona bloquea los efectos euforizantes y sedantes de los opioides. Vivitrol es el nombre comercial de la formulación inyectable de descarga extendida (XR, por sus siglas en inglés) utilizada para tratar el trastorno por consumo de opioides.

  • La naltrexona inyectable XR es un antagonista opioide de acción prolongada que bloquea los efectos de cualquier opioide. Actúa hasta 21 o 28 días después de la inyección. La naltrexona inyectable XR puede ser útil para los pacientes en los que la buprenorfina o la metadona no tuvieron éxito. Los pacientes no pueden consumir opioides entre siete y diez días antes de empezar a tomar naltrexona inyectable XR.
  • La naltrexona XR puede ser más cara que los medicamentos alternativos. No todos los planes de seguros la cubren.
  • Existe un mayor riesgo de sobredosis de opioides durante y después del tratamiento con naltrexona inyectable XR. Consulte la sección sobre la pérdida de tolerancia tras el tratamiento del trastorno por consumo de opioides.

Pérdida de tolerancia tras el tratamiento del trastorno por consumo de opioides

Cuando una persona lleva un tiempo sin tomar opioides, su tolerancia a los opioides es más baja. Una tolerancia menor aumenta el riesgo de sobredosis. Las personas que han pasado recientemente por un tratamiento con naltrexona inyectable XR, encarcelamiento u hospitalización corren un alto riesgo.

Incluso una pequeña cantidad de opioides puede provocar una sobredosis. La presencia de fentanilo en el suministro de drogas ilícitas significa que la exposición a los opioides puede producirse incluso cuando se consumen drogas que no son opioides.

Seguridad de los medicamentos

Siga estos consejos para tomar los medicamentos de forma segura:

  • Tome los medicamentos tal y como se los han recetado.
  • Evite tomar más de una sustancia a la vez. La sobredosis es más probable cuando se combina un opioide con alcohol, cocaína, benzodiacepinas u otras drogas.
  • Conserve todos los medicamentos en sus envases originales y guárdelos de forma segura.
  • Mantenga todos los medicamentos fuera de la vista y del alcance de los niños, familiares e invitados de la casa.
  • Hable con un proveedor de atención de salud para obtener más información sobre la eliminación segura de los medicamentos no utilizados o visite la página web de la FDA sobre la eliminación de medicamentos que no se utilizan.

Recursos adicionales