Translate This Page Print This Page Email a Friend Newsletter Sign-Up
Text Size : Sm Med Lg
Press Release

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 005-13
martes 5 de marzo de 2013

CONTACTO PARA LOS MEDIOS: (347) 396-4177
Sam Miller/Diane Hepps: PressOffice@health.nyc.gov



El Departamento de Salud inicia 8vo programa de distribución de parches y goma de mascar de nicotina

Desde 2006 más de 350,000 neoyorquinos han participado en el programa

5 de marzo de 2013 – El Departamento de Salud (DOHMH, en inglés) empieza hoy su programa de distribución de parches y goma de mascar de nicotina para ayudar a los neoyorquinos a dejar de fumar. El programa, en colaboración con la línea para dejar de fumar del estado de Nueva York (New York State Smokers’ Quitline), se extenderá hasta el jueves 21 de marzo. Ahora en su octavo año, el impactante programa de parches y goma de mascar de nicotina impulsado por los medios de comunicación ha ayudado a más de 350,000 neoyorquinos en sus intentos para dejar de fumar. Junto con el lanzamiento del programa, se difundirán por radio, televisión, internet e imprenta dos de los anuncios publicitarios más destacados. Estos anuncios titulados “Separación” (Separation) y “Los cigarrillos lo están comiendo vivo” (Cigarettes are Eating You Alive), muestran las devastadoras consecuencias para la salud así como el efecto que causa en las familias que pierden a un fumador debido a enfermedades causadas por el fumar.

Aunque la cantidad de fumadores adultos en la Ciudad de Nueva York ha disminuido desde 2002, fumar continua siendo la causa principal de muertes prematuras evitables en la Ciudad de Nueva York, y dejar de fumar es el paso más importante que una persona puede dar para mejorar su salud. El programa de parches y goma de mascar de nicotina ha jugado un rol crucial en ayudar a los neoyorquinos a dejar de fumar y reducir la tasa de fumadores adultos a 14.8%.

“Dejar de fumar es la cosa más importante que usted puede hacer por su salud”, dijo el Dr. Thomas Farley comisionado de salud. “Sabemos que generalmente le toma a los fumadores varios intentos antes de dejar el hábito de fumar. Este programa es un recordatorio de que incluso si ha tratado de dejar de fumar y ha recaído, usted puede tratar nuevamente. Dejar de fumar puede empezar con una llamada al 311”.

Las personas inscritas elegibles para el programa de parches y goma de mascar de nicotina recibirán un folleto informativo de NYC Quits y suministro de parches y/o gomas de mascar para hasta cuatro semanas dependiendo del número de cigarrillos que fume diariamente. Además, los inscritos recibirán llamadas de seguimiento de parte de Quitline al igual que correos electrónicos para evitar la recaída. Los fumadores que desean ayuda para dejar de fumar pueden solicitar para recibir los parches o las goas de mascar gratis llamando al 311 o llenando una solicitud fácil en línea buscando “NYC Quits” en NYC.gov.

Los fumadores también pueden inscribirse en NYC Quits (buscar NYC Quits en nyc.gov), un sitio web interactivo que cuenta con herramientas e información para ayudar a los fumadores a dejar el hábito. Los usuarios inscritos pueden tener acceso a herramientas como un Diario para Dejar de Fumar (Quit Diary) y un Registro de Ansiedades (Cravings Log) para seguir su progreso y buscar apoyo durante el proceso de dejar de fumar. Además, la página “NYC Quits” en Facebook – facebook.com/nycquits – se ha convertido en una red de apoyo virtual para dejar de fumar con más de 10,000 partidarios.

Desde sentirse mejor hasta ahorrar dinero, hay varias razones para dejar de fumar. Los siguientes son algunos puntos para recordar cuando piense en dejar de fumar.

Viva una vida más saludable. Fumar puede conducir a enfermedad del corazón, derrame cerebral, enfisema, cáncer del pulmón y otros más. Dejar el hábito ahora reducirá su riesgo de desarrollar estas enfermedades. Su salud empieza a mejorar tan pronto usted deja de fumar.

Viva una vida más prolongada. En promedio, los fumadores mueren de 13 a 14 años más temprano que los no fumadores. La buena noticia es que las personas que dejan de fumar reducen su riesgo de muerte prematura, sin importar la edad.

Libérese de la adicción. La nicotina es una de las drogas más adictivas que se conoce y es la adicción más común en el país. Las investigaciones sugieren que la nicotina es tan adictiva como la heroína, cocaína o el alcohol.

Mejore su calidad de vida. Poco después de que usted deja de fumar, sus alimentos sabrán mejor y su sentido del olfato mejorará.

Mejore la salud de las personas a su alrededor. La exposición indirecta al humo de los fumadores mata. Puede causar cáncer, enfermedad del corazón y otras enfermedades, y es especialmente perjudicial para los niños y los bebés. Aumenta el riesgo de bronquitis, asma, infecciones del oído medio y neumonía. En los niños que ya sufren de asma, el humo indirecto causa ataques de asma más graves y frecuentes. También aumenta el riesgo para su niño de hospitalización y absentismo escolar.

Luzca mejor. Las personas que dejan de fumar tienen una piel más joven y dientes más blancos.

Ahorre dinero. Fumar una caja al día en la Ciudad de Nueva York cuesta más de $4,000 al año. Vea cuánto usted puede ahorrar con el tiempo y qué más puede comprar con sus ahorros.

El olor es mejor. Su aliento y usted olerán mejor. Su cabello, ropa, automóvil y casa tampoco tendrán mal olor.

Tenga un bebé saludable. Los bebés nacidos de mujeres que fuman tienen más probabilidad de enfermarse o morir, y de nacer con anomalías congénitas. Los niños de madres que fumaron durante el embarazo son más propensos a tener problemas respiratorios y son diez veces más probabilidades de desarrollar asma.

La mayoría de los fumadores en la Ciudad de Nueva York ya han dejado de fumar. Para hallar una clínica local para dejar de fumar llame al 311 o para comunicarse con el New York State Quitline (1-866-NY-QUITS) para ayuda para dejar de fumar. Si usted vive fuera del estado de Nueva York, llame al 1-800-QUIT-NOW para hallar la línea para dejar de fumar de su estado.

###