Translate This Page Print This Page Email a Friend Newsletter Sign-Up
Text Size : Sm Med Lg
Press Release

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 011-10
martes 16 de marzo de 2010

CONTACTO PARA LOS MEDIOS: (212) 788-5290
Jessica Scaperotti/Celina De Leon: PressOffice@health.nyc.gov


La Junta de Salud vota para requerir que los restaurantes de la Ciudad de Nueva York exhiban calificaciones en letras después de las inspecciones de sanidad

La nueva medida de reforma ayudará a los consumidores a estar mejor informados sobre la seguridad de los alimentos

16 de marzo de 2010 – Luego de una audiencia pública y un periodo de un mes de comentarios abiertos, la Junta de Salud aprobó hoy una medida de reforma para ofrecer a los consumidores más información sobre las condiciones sanitarias de los restaurantes de la Ciudad de Nueva York.  La nueva iniciativa requiere que todos los restaurantes exhiban públicamente calificaciones en letras que resuman los resultados de las inspecciones sanitarias de alimentos del Departamento de Salud y Salud Mental (DOHMH, en inglés).  Además de ayudar a que los neoyorquinos tomen mejores decisiones, las calificaciones promoverán la seguridad de los alimentos haciendo que los restaurantes rindan cuenta directamente a los consumidores.

Sanitary Letter Grade

Bajo el nuevo sistema, los restaurantes recibirán calificaciones basadas en la cantidad de violaciones documentadas durante sus inspecciones de sanidad.  Cada establecimiento colocará un letrero a la entrada, mostrando su calificación actual, los restaurantes que reciban una calificación de A serán inspeccionados con menos frecuencia que los que reciban calificaciones más bajas.

Las calificaciones de letras harán al proceso de inspección más transparente, dando a cada posible consumidor acceso inmediato a información importante.  A la vez, los horarios de inspección basados en riesgo centrarán recursos municipales en los restaurantes que merecen mayor vigilancia.  DOHMH planea presentar el nuevo sistema en julio.

“Los restaurantes de la Ciudad de Nueva York están entre los mejores del mundo, y estas sencillas reformas los harán aun mejor”, dijo el Dr. Thomas Farley, comisionado del Departamento.  “Dar a los consumidores más información ayudará a hacer a nuestros restaurantes más sanos y más limpios.  La calificación en la ventana dará a ustedes un aspecto de cuán limpias son las cocinas – y dará a cada operador de restaurante un incentivo para mantener condiciones, sanas y saludables.”

Cada año el DOHMH inspecciona 24,000 restaurantes a fin de monitorear su cumplimiento con el Código de Salud municipal, la mayoría de los establecimientos mantienen condiciones satisfactorias o excelentes.  Los restaurantes son sancionados por violaciones al Código de Salud, pero el despliegue público de las calificaciones por letras provee un incentivo mayor para mantener las mejores condiciones sanitarias.

El Departamento de Salud ya público los reportes de inspección de restaurantes en su sitio Web.  Cada reporte incluye una calificación numérica que refleja la cantidad y gravedad de las violaciones de sanidad documentadas.  El proceso de inspección no cambiará bajo el nuevo sistema, pero las nuevas calificaciones de letras serán más sencillas que las numéricas, y los consumidores no necesitarán usar el Internet para encontrarlas.  Cada calificación de letra corresponderá a una variedad de calificaciones numéricas.

La acción de hoy autoriza a la entidad a establecer un sistema de letras, pero todavía no se han determinado las reglas y procedimientos específicos.  El DOHMH publicará las normas propuestas durante un periodo de comentarios públicos antes de introducir el nuevo sistema este verano.

El objetivo final es mejorar las condiciones de sanidad y reducir el riesgo de enfermedades transmitidas por alimentos.  Cada año la comida de restaurantes contaminada causa varias miles de hospitalizaciones en la Ciudad de Nueva York, y hasta 10,000 visitas a la sala de emergencia.  Después de que Los Ángeles estableciera un sistema de calificación por letras, la proporción de restaurantes que cumplían con los estándares más altos de sanidad aumentó de 40% a más de 80%, y disminuyeron las hospitalizaciones de enfermedades transmitidas por alimentos.

Bajo el nuevo plan, un restaurante que reciba una calificación de A lo exhibirá al final de la inspección.  Si la calificación es menos de una A, el restaurante no tendrá que exhibirla hasta que tenga una oportunidad de mejorar sus condiciones sanitarias.  El Departamento de Salud volverá dentro de un mes para realizar una segunda inspección.  Los operadores de restaurantes que cuestionen las calificaciones recibidas podrán exhibir letreros de “calificación pendiente” hasta que tengan la oportunidad de ser escuchados en el Tribunal Administrativo del Departamento.

Para más información acerca del propuesto sistema de calificación de restaurantes, por favor visite www.nyc.gov/html/doh/html/notice/notice.shtml

###