Translate This Page Print This Page Email a Friend Newsletter Sign-Up
Text Size : Sm Med Lg
Press Release

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 024-08
martes 8 de abril de 2008

CONTACTO: (212) 788-5290
Jessica Scaperotti: jscapero@health.nyc.gov
Sara Markt: smarkt@health.nyc.gov
Celina De Leon: cdeleon@health.nyc.gov


EL DEPARTAMENTO DE SALUD ACONSEJA A LOS RESIDENTES DE NUEVA YORK QUE SE ASEGUREN DE RECIBIR LA VACUNA CONTRA EL SARAMPIÓN ANTES DE VIAJAR AL EXTRANJERO

Casos recientes en Brooklyn vinculados con brotes epidémicos en el extranjero

Todos los bebés deben ser vacunados contra el sarampión al cumplir 1 año de edad

CIUDAD DE NUEVA YORK    8 de abril de 2008    En respuesta a diversos casos de sarampión en la Ciudad de Nueva York vinculados con viajes internacionales, el Departamento de Salud instó hoy a los residentes de la ciudad que se aseguren de recibir la vacuna contra el sarampión en caso de tener que viajar al extranjero, particularmente a Europa e Israel. Actualmente, hay importantes brotes de sarampión en Israel y Suiza y también en otros países europeos, entre ellos el Reino Unido y Bélgica. En febrero, el Departamento de Salud les recordó a los médicos que debían estar alertas ante el riesgo de sarampión e informar rápidamente sobre posibles casos. En lo que va de 2008, se han reportado diez casos de sarampión en la ciudad.

El sarampión es una enfermedad viral respiratoria que se transmite a través del contacto directo con la mucosidad o saliva de una persona infectada o a través de partículas presentes en el aire. La mayoría de los casos en la Ciudad de Nueva York se diagnostican en personas no vacunadas que viajan al exterior o en individuos que viven en el extranjero y visitan la ciudad. Aproximadamente el 94% de los niños pequeños de la Ciudad de Nueva York han recibido la vacuna contra el sarampión, lo cual proporciona una buena protección para la población en general. Aunque el sarampión endémico no se ha visto en la Ciudad de Nueva York en muchos años, esta enfermedad todavía es común en los países en vías de desarrollo. El sarampión no sólo está presente en Europa e Israel, sino también en muchos otros destinos turísticos, entre ellos Japón e India.

“La vacunación es el método más eficaz y seguro para protegerse a usted mismo y a los demás, tanto si viaja a Europa como si visita un país en vías de desarrollo”, dijo la Dra. Jane R. Zucker, Comisionada Asistente de Vacunación del Departamento de Salud. “Si va a viajar de Nueva York a Israel o de Israel a Nueva York para las festividades de la Pascua judía (Passover), asegúrese de haberse vacunado”.

Cómo ayudar a prevenir el sarampión
  • Todos los bebés deben ser vacunados contra el sarampión al cumplir un año de edad y recibir una segunda dosis entre los cuatro y los seis años. La vacuna contra el sarampión se exige para el ingreso en las escuelas, universidades y guarderías infantiles de la ciudad.
  • Si usted y su familia van a viajar al exterior y no se han vacunado, comuníquese con su médico de cabecera para recibir la vacuna contra el sarampión. Debido a la constante incidencia de brotes de sarampión, los niños entre los seis y los doce meses de vida deben ser vacunados si van a viajar. Los niños mayores y los adultos necesitan dos dosis de la vacuna contra el sarampión para estar completamente protegidos. Los neoyorquinos también pueden llamar al 311 para obtener información sobre las ubicaciones de las clínicas de vacunación.
  • Si va a albergar a familiares procedentes del extranjero, en especial de Europa e Israel, pídales que se vacunen antes de venir a los Estados Unidos. Esta precaución le ayudará a proteger a su familia y a su comunidad contra el sarampión.
Acerca del sarampión

El sarampión es una enfermedad respiratoria que se transmite a través del contacto directo con la mucosidad o saliva de una persona infectada o a través de partículas presentes en el aire. Los síntomas incluyen fiebre, tos, ojos enrojecidos y nariz que gotea. La enfermedad generalmente dura de cinco a seis días, con un sarpullido que comienza en la cara y luego baja por el cuerpo hacia los brazos y las piernas, incluidas las palmas de las manos y las plantas de los pies. Una de cada tres personas que contraen sarampión desarrolla complicaciones tales como diarrea y neumonía, las cuales pueden conducir a la hospitalización e incluso a la muerte. La enfermedad puede ser más grave para los bebés, las mujeres embarazadas y las personas con sistemas inmunológicos debilitados.

El Departamento de Salud investiga todos los casos de sarampión. El año pasado, el Departamento investigó 36 posibles casos de sarampión, de los cuales se confirmaron cinco. Todos ellos se presentaron en personas que no se habían vacunado y que habían viajado o vivido en el exterior. Como parte de la investigación estándar del departamento, los individuos que pudieran haber tenido contacto con una persona infectada son evaluados para determinar si son inmunes al sarampión. Las personas no inmunes son orientadas hacia el tratamiento adecuado.

Para obtener más información sobre el sarampión, visite el sitio web del Departamento de Salud en: http://www.nyc.gov/html/doh/html/imm/immmea.shtml.

###