Translate This Page Print This Page Email a Friend Newsletter Sign-Up
Text Size : Sm Med Lg
Press Release

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 001-08
miercoles 2 de enero de 2008

CONTACTO:
Stu Loeser/Dawn Walker (212) 788-2958
Jessica Scaperotti (DOHMH) (212) 788-5290
Dina Improta Roskin/Beth Miller (DCA) (212) 487-4283


EL ALCALDE BLOOMBERG, EL COMISIONADO DE SALUD FRIEDEN Y EL COMISIONADO DE ASUNTOS DEL CONSUMIDOR MINTZ ANUNCIAN QUE EL ÍNDICE DE FUMADORES ENTRE LOS ADOLESCENTES DE LA CIUDAD DE NUEVA YORK FUE EL MÁS BAJO REGISTRADO EN 2007

Las constantes iniciativas de lucha contra el tabaco redujeron el número de fumadores adolescentes a aproximadamente la mitad en seis años

El Bronx tiene la prevalencia de fumadores adolescentes más baja de los cinco distritos

El alcalde Michael R. Bloomberg, el comisionado de salud Dr. Thomas R. Frieden y el comisionado de Asuntos del Consumidor Jonathan Mintz publicaron hoy información nueva de la Encuesta de Comportamientos de Riesgo en los Jóvenes de la Ciudad de Nueva York del año 2007 que muestra que el hábito de fumar cigarrillos entre los adolescentes de la Ciudad de Nueva York disminuyó un 20 por ciento entre 2005 y 2007. El índice del tabaquismo en adolescentes de la Ciudad disminuyó más de la mitad durante los últimos seis años, de 17.6 por ciento en 2001 al 8.5 por ciento en 2007, el índice actual que es aproximadamente dos tercios más bajo que el último índice nacional disponible de fumadores adolescentes del 23 por ciento. El alcalde relacionó la disminución continua, que sobrepasa ampliamente la disminución nacional, con los esfuerzos constantes de la Ciudad para reducir el hábito de fumar entre los adultos. Estos esfuerzos incluyen un aumento de impuestos, la ley de lugares de trabajo libres de humo, y los avisos televisivos y en el metro que presentan de manera gráfica las realidades de las enfermedades relacionadas con el tabaco.

“En 2001, aproximadamente uno de cada seis estudiantes de escuela secundaria fumaban. En la actualidad, esa cifra disminuyó a aproximadamente uno de cada 12, o alrededor de un 8.5% de los estudiantes”, dijo el alcalde Bloomberg. “La disminución en el hábito de fumar de los adolescentes que hemos alcanzado en la Ciudad de Nueva York prevendrá finalmente, al menos, 8,000 muertes prematuras. Estos números nuevos prueban lo que creímos por mucho tiempo: cuando se toman medidas drásticas de salud pública, se obtienen resultados”.

“El hábito de fumar es la causa principal prevenible de muerte en la Ciudad de Nueva York, y pocas personas mayores de 18 años comienzan a fumar”, dijo el comisionado Frieden. “Prevenir el hábito de fumar en los jóvenes reducirá aún más el hábito de fumar entre adultos y las muertes prematuras en los años futuros. Los padres deben saber que el indicador más fuerte de si sus hijos fumarán o no es si ellos mismos fuman.”

En 2007, aproximadamente 20,000 estudiantes fumaban cigarrillos. Si el hábito de fumar no hubiera disminuido desde 2001, habría por lo menos 24,000 fumadores adolescentes más en la Ciudad de Nueva York. Se estima que esta disminución prevendrá 8,000 muertes prematuras. Las disminuciones recientes más grandes entre los fumadores adolescentes se observaron en Staten Island (reducción del 36 por ciento entre 2005 y 2007), y el Bronx (reducción del 37 por ciento). El índice de fumadores adolescentes continúa siendo el más alto en Staten Island con el 14.7 por ciento.

Además de los esfuerzos para reducir el hábito de fumar, la Ciudad de Nueva York se ha vuelto más estricta en la prohibición de la venta de cigarrillos a menores. “Con nuestro Programa de Prevención y Prohibición del Tabaco a los Jóvenes, estamos llevando a cabo más inspecciones encubiertas que nunca, y bajo el liderazgo del alcalde, aumentamos el cumplimiento a niveles nunca antes vistos”, dijo el comisionado Mintz. “Aunque estamos muy entusiasmados con el éxito del programa y el gran nivel de cumplimiento, nuestros equipos continúan trabajando diariamente de manera encubierta para asegurarse de que los negocios hagan lo correcto y que las comunidades estén protegidas. Los padres y los niños pueden ser quienes más colaboren denunciando a las tiendas que realicen ventas ilegales”.

El Programa de Prevención y Prohibición del Tabaco a los Jóvenes de la Ciudad de Nueva York emplea a adolescentes de 15 a 17 años de edad para trabajar encubiertos, acompañados por inspectores de la agencia. Los adolescentes reciben un pago de $7.25 por hora más tarjetas Metro Card y se les exige que realicen una declaración jurada de no fumar. El Departamento de Asuntos del Consumidor (Department of Consumer Affairs, DCA) autoriza a aproximadamente 11,000 minoristas de tabaco en la Ciudad de Nueva York, y realiza inspecciones diarias en tiendas durante todo el año en los cinco distritos. Durante el año fiscal 2007, el DCA realizó aproximadamente 16,000 de estas inspecciones. Durante el año fiscal 2007, el 89 por ciento de los negocios cumplían con la prohibición de no vender cigarrillos a los adolescentes, mientras que sólo durante noviembre, el 93 por ciento de los negocios, el registro más alto de todos los tiempos, dejó de vender cigarrillos a niños luego de recibir una infracción. Un subsidio del Estado de Nueva York hace posible el Programa de Prevención y Prohibición del Tabaco a los Jóvenes del DCA.

Los estudiantes de escuelas secundarias públicas del Bronx tienen la prevalencia más baja del hábito de fumar en la ciudad del 6.2 por ciento, un punto de referencia enorme ya que históricamente, las comunidades con retos socioeconómicos a menudo tienen disparidades de salud significativas comparadas con otras partes de la Ciudad. Por ejemplo, en comparación con otros distritos, el Bronx tiene los índices más altos de muerte por diabetes y VIH.

Los índices de tabaquismo no varían significativamente por edad o grado entre los estudiantes de la Ciudad de Nueva York, pero se informó anteriormente que las mujeres presentaban un índice más alto que los varones. Entre 2005 y 2007, sin embargo, el índice de tabaquismo para varones adolescentes bajó del 10.5 por ciento al 8.3 por ciento, mientras que el índice para mujeres adolescentes bajó del 12 por ciento al 8.6 por ciento, lo que eliminó las diferencias en el hábito de fumar por sexo en 2007.

Encuesta sobre Comportamientos de Riesgo en Jóvenes

Esta información se basa en los resultados de la Encuesta de Comportamientos de Riesgo en los Jóvenes de la Ciudad de Nueva York del año 2007. Este fue un cuestionario anónimo y autoadministrado adaptado para la Ciudad de Nueva York de protocolos desarrollados por los Centros para Control y Prevención de Enfermedades. En todo el país, la encuesta se realiza en escuelas tanto públicas como privadas. En la Ciudad de Nueva York, la encuesta se llevó a cabo en escuelas públicas cada dos años desde 1997. Desde 1997 a 2001, el Departamento de Educación (Department of Education, DOE) realizó la encuesta; desde 2003, se realizó de manera conjunta por el DOE y el Departamento de Salud.

Para los fumadores, dejar el hábito es lo más importante que pueden hacer por su salud y la salud de sus familias. El hábito de fumar causa cáncer de boca y pulmón, como así también derrame cerebral y enfermedades cardíacas. Luego de apenas 24 horas de estar libre de tabaco, el riesgo de una persona de sufrir un ataque cardíaco disminuye. Dentro de 30 días, el funcionamiento de los pulmones mejora.

Para obtener más información acerca de los riesgos relacionados con el hábito de fumar, y cómo dejarlo, llame al 311. Los neoyorquinos que deseen obtener parches de nicotina gratuitos pueden visitar la Staten Island Ferry Whitehall Terminal en Manhattan el 3 y 4 de enero de 12:00 p.m. a 6:00 p.m. o el centro comercial Kings Plaza en Brooklyn entre el 7 y el 11 de enero de 11:00 a.m. a 5:00 p.m.

###