Translate This Page Print This Page Email a Friend Newsletter Sign-Up
Text Size : Sm Med Lg
Comunicado de Prensa

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 018-07
lunes 19 de marzo de 2007

CONTACTO:
(212) 788-5290
Andrew Tucker (atucker@health.nyc.gov)


LAS LLAMADAS AL CENTRO DE CONTROL DE ENVENENAMIENTO DE LA CIUDAD LLEGARON A 67,000 EL AÑO PASADO

La mayoría de las llamadas son acerca de niños, adolescentes y jóvenes; sólo el 3% de las llamadas son de adultos mayores

Los especialistas de Control de Envenenamiento están disponibles 24 horas al día, 7 días a la semana, durante todo el año


CIUDAD DE NUEVA YORK - 19 de marzo de 2007 - El número de llamadas al Centro de Control de Envenenamiento (Poison Control Center - PCC) de la Ciudad de Nueva York aumentó en el 2006 a 67,000, un leve aumento en comparación con el 2005, anunció hoy el Departamento de Salud al principio de la Semana de Prevención de Envenenamiento (Poison Prevention Week). Desde el 2004, se ha presentado un aumento constante en el número de llamadas acerca de envenenamiento y riesgos potenciales de exposición. Casi la mitad de todas las llamadas fueron de personas menores de 20 años o en su nombre, pero solamente el 3% de las llamadas recibidas son de adultos mayores de 60 años o en su nombre. El Departamento de Salud pidió a todos los neoyorquinos que tomen medidas para evitar envenenamientos no intencionales en el hogar almacenando los medicamentos recetados y productos para la casa fuera del alcance de los niños, e instalando detectores de monóxido de carbono y deshaciéndose de todos los medicamentos cuya fecha de vencimiento ha caducado.

Exposicion a Envenenamiento"Los niños son los más vulnerables a envenenamientos no intencionales, pero estos accidentes se pueden evitar", dijo el Comisionado de Salud Dr. Thomas R. Frieden. "Aún los productos más comunes para la casa pueden ser tóxicos y potencialmente fatales si se usan mal, se mezclan o se dejan sin tratamiento. Mantenga los materiales potencialmente riesgosos fuera del alcance de nuestros niños y mascotas".

Aumento de la concientización acerca del Centro de Control de Envenenamiento (PCC por sus siglas en inglés)

Desde mayo hasta diciembre de 2006, el Departamento de Salud llevó a cabo un programa piloto en Flushing y Corona, en Queens - vecindarios con el menor índice de llamadas - para aumentar la concientización acerca de prevenir y evitar los envenenamientos no intencionales, dirigida a los cuidadores de niños menores de 6 años. Trabajando con los proveedores comunitarios locales, se distribuyeron materiales de prevención de envenenamiento a través de farmacéuticos y pediatras en cada comunidad, y el Departamento de Salud trabajó con 60 negocios locales que han divulgado información sobre prevención de envenenamiento en inglés, español y chino.

El Dr. Robert Hoffman, Director del Centro de Control de Envenenamiento de la ciudad, dijo, "El Centro de Envenenamiento no es sólo para emergencias. Los adultos y ancianos que no puedan ver o entender las etiquetas de precaución en los medicamentos pueden llamarnos para solicitar más información, ya que tomar los medicamentos o productos incorrectos puede ponerles en alto riesgo de envenenamiento. Es muy importante que se cumplan con las advertencias y fechas de caducidad en las medicinas recetadas y los productos para la casa, y que se deshagan apropiadamente de los materiales riesgosos".

Las señales de advertencia de un posible envenenamiento pueden incluir: un recipiente medio abierto, olores extraños, quemaduras alrededor de la boca, sudoración abundante, babeo, malestar estomacal o náuseas, convulsiones, adormecimiento, mareo, y/o pérdida de la conciencia. Los productos comunes para la casa, tales como limpiadores y detergentes, enjuague bucal y plantas, pueden ser venenosos. Si no están seguros si un producto en particular es venenoso, los neoyorquinos pueden comunicarse con el Centro de Control de Envenenamiento de la ciudad llamando al 1 (800) 222-1222 o al (212) VENENOS (836-3667). en donde están disponibles farmacéuticos autorizados y enfermeras certificadas en información de envenenamiento para ofrecer asesoría de tratamiento en tiempo real.

"En caso de un envenenamiento no intencional, trate de permanecer calmado. Si la víctima está inconsciente y no respira, llame al 911. Si la víctima esta consciente y coherente, comuníquese con el Centro de Control de Envenenamiento de la Ciudad de Nueva York al 1 (800) 222-1222 o al (212) VENENOS (836-3667)", dijo el Dr. Hoffman. "Guarde el recipiente o botella del material venenoso, si es posible, y comunique esta información al especialista en envenenamientos para que se pueda recomendar un tratamiento inmediato para la víctima mientras llegan los paramédicos. Algunos síntomas pueden requerir horas para desarrollarse, pero no se arriesgue. Si sospecha que alguien se ha envenenado, busque atención médica inmediatamente".

El Centro de Control de Envenenamiento de la Ciudad de Nueva York está disponible 24 horas al día, 365 días al año, para ayudar en casos de emergencia, llamando al 1-800-222-1222 o al (212) VENENOS (836-3667). La información se provee en inglés y están disponibles servicios de interpretación en otros 150 idiomas. Todas las llamadas son gratuitas y confidenciales. Los materiales de prevención están disponibles, sin costo, en inglés, español, chino, criollo, ruso y bengalí en el 1-800-222-1222 o en línea en http://www.nyc.gov/html/doh/html/poison/poison.shtml.

Evite envenenamientos no intencionales...

…en la casa

  • Mantenga todos los productos peligrosos fuera del alcance de los niños y las mascotas, mantenga los gabinetes con llave.
  • Nunca almacene alimentos junto con productos que no son alimentos.
  • Almacene los productos en los recipientes originales. No almacene productos de limpieza en un recipiente de comida o bebida, aunque le coloque una etiqueta.
  • Siempre que sea posible, use recipientes que los niños no puedan abrir. Asegúrese de que queden bien cerrados.
  • Coloque las plantas en lugares altos y fuera del alcance. Algunas plantas son venenosas.
  • Enseñe a los niños a que siempre le pregunten a un adulto antes de comer, beber o tocar algo.
  • Instale detectores de monóxido de carbono en las áreas de alcobas de la casa; reemplace las pilas dos veces al año.

… con sus medicinas

  • Deshágase de las medicinas cuyas fechas han caducado.
  • Use sus anteojos y encienda las luces cuando tome las medicinas.
  • Nunca diga que la medicina es un dulce. Los niños deben entender la diferencia.
  • Lea la etiqueta y siga las instrucciones para las medicinas, y nunca comparta sus medicinas recetadas.

… en el garaje, o alrededor de la casa:

  • Encienda el ventilador y abra las ventanas cuando use productos químicos.
  • Use guantes, pantalones largos, mangas largas, medias y zapatos cuando rocié pesticidas y otros productos químicos.
  • Nunca mezcle productos caseros con productos químicos; esto puede crear un gas venenoso.
  • No queme combustibles ni carbón en espacios cerrados (como en garajes, carpas o salones mal ventilados).
  • NO deje encendido el motor de un auto en un garaje para que se caliente, aún si la puerta está abierta. Los gases se pueden volver letales muy rápidamente.
  • Asegúrese de que sus vehículos estén en buen estado; revise y repare las fugas en el sistema de escape.
  • No use generadores a gas en su garaje o casa.

###