[an error occurred while processing this directive]
Communicados de Prensa

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 046-06
martes 13 de junio de 2006

CONTACTO: (212) 788-5290; (212) 788-3058 (Después del horario de atención)
Andrew Tucker (atucker@health.nyc.gov)
Sara Markt (smarkt@health.nyc.gov)


SE DETIENE EL PROGRESO EN LA LUCHA CONTRA EL HÁBITO DE FUMAR EN NYC

La ciudad pide al Estado de Nueva York que le permita a la Ciudad de Nueva York aumentar el impuesto al tabaco.

SE DETIENE EL PROGRESO EN LA LUCHA CONTRA EL HÁBITO DE FUMAR EN NYC

La ciudad pide al Estado de Nueva York que le permita a la Ciudad de Nueva York aumentar el impuesto al tabaco.

CIUDAD DE NUEVA YORK – 13 de junio de 2006 – Después de dos años de reducción, los índices de fumadores entre los neoyorquinos adultos se estabilizaron en el 2005, anunció hoy el Departamento de Salud y Salud Mental de la Ciudad de Nueva York (DOHMH). Los resultados de la encuesta de salud comunitaria (Community Health Survey), realizada por el DOHMH en el 2005 mostraron que el 18.9% de adultos en la Ciudad de Nueva York fuman, virtualmente idéntico al índice del 18.4% en el 2004. El índice de fumadores disminuyó sustancialmente entre el 2002 y el 2004 (del 21.6% al 18.4%) seguido por una década sin progreso en la lucha contra el tabaco en la Ciudad de Nueva York.

En el 2002, la Ciudad de Nueva York tomó dos medidas pioneras para red ucir el hábito de fumar: Aumentó el impuesto al tabaco y prohibió fumar en el lugar de trabajo, incluyendo restaurantes y bares. Estas medidas fueron seguidas por una reducción extraordinaria en el número predominante de fumadores. A pesar de los esfuerzos agresivos para educar a los fumadores y ayudarles a dejar de fumar, y del cumplimiento constante con la Ley Aire Libre de Humo (Smoke-Free Air Act), los índices de fumadores no disminuyeron en el 2005.

Los índices de fumadores han disminuido a medida que aumenta el impuesto

Aumentar los precios de los cigarrillos incrementando el impuesto al tabaco es la manera más efectiva de continuar logrando el progreso. Actualmente la ciudad no tiene autoridad para aumentar el impuesto al tabaco y necesitaría la aprobación del Estado de Nueva York para hacerlo. En la Asamblea del Estado de Nueva York de mayo de 2006, se presentó la legislación que autorizaría a la Ciudad de Nueva York a adoptar una ley local para aumentar el impuesto a los cigarrillos. El aumento adicional de $0.50 continuaría reduciendo el consumo de cigarrillos, y disminuiría los costos de salud, a largo plazo, asociados con las enfermedades relacionadas con el hábito de fumar.

Las encuestas han demostrado que los neoyorquinos apoyan de manera abrumadora el aumento en el impuesto; cerca del 70% de los neoyorquinos están a favor del impuesto y apoyan este aumento, sin tomar en cuenta los grupos étnicos, género y partidos políticos.

“Mientras que la mayoría de los neoyorquinos que han fumado ya han dejado de fumar, más de un millón de neoyorquinos continúan fumando. Ahora es más importante que nunca que el Estado de Nueva York otorgue a la Ciudad de Nueva York la autoridad para aumentar el impuesto al tabaco en la ciudad”, dijo el Comisionado del DOHMH, Dr. Thomas R. Frieden. “El impuesto es, definitivamente, la herramienta más eficaz contra el hábito de fumar, el cual todavía es la principal epidemia de nuestro tiempo. Un aumento del cincuenta por ciento en el impuesto al tabaco en la ciudad podría evitar cerca de 10,000 muertes prematuras debido al habito de fumar en la Ciudad de Nueva York”.

Continuó el Dr. Frieden, “fumar causa enfermedades cardiacas y cáncer – las dos causas principales de muerte en la Ciudad de Nueva York – y muchos otros problemas graves de salud. Si fuma, dejar de fumar es lo más importante que puede hacer por su salud".

Control del tabaco en la Ciudad de Nueva York

El Departamento de Salud y Salud Mental (DOHMH) ha implementado un plan de cinco puntos para el control del tabaco, en base a estrategias demostradas:

  • Impuestos: Propugnar y hacer cumplir los aumentos en el impuesto a los cigarrillos para reducir el consumo de tabaco.
  • Acción legal: Decretar, reforzar y hacer cumplir las leyes relacionadas con el tabaco. La Ley Aire Libre de Tabaco (Smoke-Free Air Act), que prohíbe fumar en virtualmente todos los lugares de trabajo de la ciudad, ha sido una contribución muy importante para la reducción en los índices de fumadores. El cumplimiento ha sido alto desde que la ley entró en vigencia en el 2002, y actualmente se encuentra en más del 99%.
  • Cesación Aumentar el acceso y la utilización de servicios de cesación, especialmente medicinas, para los fumadores. La mayoría de los fumadores quieren dejar de fumar pero no consiguen los servicios que necesitan para lograrlo. El DOHMH y sus asociados ofrecen servicios para dejar de fumar en todos los cinco condados municipales. Un programa del DOHMH para la entrega de parches de nicotina distribuyó 35,000 cursos gratuitos de parches de nicotina a los neoyorquinos en un poco más de un mes. El programa terminó el 5 de junio, pero todavía hay ayuda disponible llamando al 311.
  • Educación pública: Educar al público y contrarrestar la promoción del tabaco por parte de la industria del tabaco, usando campañas explícitas en los medios impresos, la radio y la televisión, que promuevan mensajes sobre los peligros de fumar y los beneficios de dejar de fumar.
  • Evaluación y control: Recolectar y analizar datos para hacer seguimiento a los comportamientos relacionados con el tabaco de los residentes de la Ciudad de Nueva York, y evaluar la eficacia de los programas de control del tabaco.

Para averiguar cómo puede dejar de fumar, llame al 311. Hay interpretación disponible. Para información sobre los esfuerzos de la Ciudad de Nueva York sobre El Control del Tabaco y más información sobre cómo dejar de fumar, por favor visite http://www.nyc.gov/html/doh/html/tcny/tcny02.shtml.

###

#046