[an error occurred while processing this directive]

Printer Version Listo para tu impresora

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
Comunicado de Prensa # 019-06
lunes 3 de abril de 2006

CONTACTO: (212) 788-5290 (212) 788-3058 (Después del horario de atención)
Sandra Mullin (smullin@health.nyc.gov)
Eric Riley (eriley1@health.nyc.gov)


EL DEPARTAMENTO DE SALUD Y BRISTOL-MYERS SQUIBB LANZAN UNA CAMPAÑA EN TODA LA CIUDAD PARA LLAMAR LA ATENCIÓN SOBRE LA PRESIÓN ARTERIAL SALUDABLE

Cerca de 1.5 millones de neoyorquinos reportan tener presión arterial alta
Todos los neoyorquinos deberían tener una presión arterial por debajo de 140/90; las personas con diabetes y otros problemas de alto riesgo deberían tener una presión arterial menor

CIUDAD DE NUEVA YORK – 3 de abril de 2006 - El Departamento de Salud y Salud Mental (DOHMH) de la Ciudad de Nueva York y Bristol-Myers Squibb revelaron hoy una nueva campaña para llamar la atención sobre la hipertensión (presión arterial alta), una causa importante de enfermedad cardiaca y derrame cerebral en la Ciudad de Nueva York. Como parte del esfuerzo general del DOHMH para incentivar la atención y el control de la presión arterial, la campaña divulgará mensajes de toma de conciencia mediante carteles distribuidor por toda la ciudad y también por correo. Acompañando al Comisionado del DOHMH, Dr. Thomas R. Frieden para el anuncio de hoy, estuvieron la Dra. Sharon Henry, Vicepresidente de Servicios Médicos y Asuntos Externos de Bristol-Myers Squibb, así como Michael Weamer, Vicepresidente Ejecutivo de la Asociación Cardiaca Estadounidense; el Pastor Brian Carter, presidente del grupo asesor ecuménico de Brooklyn (Brooklyn Ecumenical Advisory Group); y líderes de la comunidad religiosa. El mes siguiente es el Mes Nacional de Toma de Conciencia de la Hipertensión

Hypertenion Awareness Campaign

Uno de cada cuatro neoyorquinos adultos reporta tener presión arterial alta, y cientos de miles que no conocen sus niveles de presión arterial no saben que están en grave riesgo de derrame cerebral y enfermedad cardiaca, lo que lleva a la muerte a más neoyorquinos que cualquier otra cosa. Las personas de color tienen más probabilidades que otros grupos de tener presión arterial alta. Además, más de uno de cada tres adultos de Nueva York que reportan tener hipertensión dicen que no toman medicamentos para tratarla. Casi una tercera parte de las personas que murieron de enfermedad cardiovascular (enfermedad cardiaca y derrame cerebral) en el 2004 tenían menos de 75 años de edad.

“La presión arterial alta lo pone en alto riesgo", dijo el Dr. Frieden. “La hipertensión no controlada aumenta extraordinariamente el riesgo de ataque cardíaco, derrame cerebral y muerte. En el 2004, 25,000 neoyorquinos murieron de enfermedad cardiaca o derrame cerebral. Debido a que no presenta síntomas, la única manera de saber si usted tiene presión arterial alta es hacerse examinar con frecuencia. Bajar aunque sea unas pocas libras, reducir la sal en su dieta y aumentar el ejercicio físico puede disminuir significativamente esos problemas. Los medicamentos para bajar la presión arterial son seguros y eficaces. La clave es conocer su presión arterial y adoptar medidas. Estamos agradecidos a Bristol-Myers Squibb por apoyar un mensaje importante de salud para los neoyorquinos".

"Esta campaña ayudará a educar a los neoyorquinos respecto al riesgo de la presión arterial alta e incentivar la comunicación entre las personas en alto riesgo y sus profesionales de atención médica, puesto que es muy importante que las personas consigan la prueba y la intervención que necesiten para permanecer sanos", dijo la Dra. Henry. " Bristol-Myers Squibb elogia al Departamento de Salud y Salud Mental de la Ciudad de Nueva York por sus constantes esfuerzos para mejorar la salud de todos los neoyorquinos, y estamos orgullosos de asociarnos con la Ciudad para ayudar a aumentar la toma de conciencia de este importante problema de salud".

"Nos complace ver que se ha dado importancia a este tema", dijo el pastor Carter. "Demasiada gente ha perdido su vida debido a un problema que se puede tratar y prevenir. La comunidad religiosa se une al Departamento de Salud y Salud Mental de la Ciudad de Nueva York para difundir el mensaje sobre la necesidad de controlar la presión arterial. Juntos podemos cambiar las actitudes, ayudar a las personas a reevaluar sus vidas y a llevar a cabo las transformaciones necesarias para mejorar su calidad de vida. Nos comprometemos a que la meta de reducir la presión arterial de todos los neoyorquinos sea un éxito constante".

Afiches en inglés y en español de la campaña empezaron a aparecer esta semana en los subways, quioscos telefónicos y oficinas de cambio de cheques. En los avisos, neoyorquinos de diferentes edades, grupos étnicos y tipos físicos aparecen con sus cifras de presión arterial destacadas con colores en negrita, para representar la diversidad de aquellos que se encuentran en riesgo. También se han enviado mensajes por correo a los líderes religiosos para que los exhiban en sus instituciones. La meta es incentivar a todos los neoyorquinos adultos para que se hagan el examen para conocer su presión arterial y mantenerla bajo control.

El DOHMH esta tomando muchas otras medidas para educar a los neoyorquinos acerca de la presión arterial saludable. A través del Programa de Información sobre Salud Pública (Public Health Detailing Program), representantes del DOHMH visitan a médicos, asistentes médicos, enfermeras con práctica médica, enfermeras y administradores en los vecindarios de mayor riesgo en la Ciudad para llamar la atención sobre la hipertensión y otros problemas de salud. Cada proveedor médico recibe un "kit de acción específica (Detailing Action Kit)”, el cual contiene herramientas de orientación, recursos para proveedores y materiales de educación de pacientes para promover las mejores prácticas clínicas basadas en datos científicos. Otras campañas se han enfocado en exámenes de detección de cáncer de colon, dejar de fumar, asma, diabetes, contracepción y exámenes de detección de la depresión.

Factores de riesgo para la hipertensión

Varios factores y condiciones contribuyen a la hipertensión, tales como mucha sal en la dieta; tener sobrepeso; tener diabetes mal controlada; consumo excesivo de bebidas alcohólicas, y edad avanzada. Los afroamericanos tienen más probabilidades que otros grupos de tener presión arterial alta. Para los fumadores, las mujeres que están embarazadas, los diabéticos y las personas con historia clínica de enfermedad cardiaca o derrame cerebral, tener hipertensión es una combinación especialmente peligrosa.

Mantenga su corazón sano
  • Conozca sus cifras
    • La presión arterial alta y el colesterol alto usualmente no presentan síntomas.
    • Es muy importante hacerse examinar con frecuencia.
    • La presión arterial óptima está por debajo de 120/80.
    • Los niveles deseables de colesterol están por debajo de 200 en total. Los niveles óptimos de colesterol HDL ("colesterol bueno") deben estar por encima de 60, y los niveles de colesterol LDL ("colesterol malo") deben estar por debajo de 100.
    • Hable con su médico acerca de los niveles que son apropiados para usted.
  • Sea físicamente activo
    • Tómese el tiempo para hacer al menos 30 minutos de ejercicio físico entre moderado y vigoroso (como una caminata rápida) al menos cuatro días a la semana.
    • Incorpore más ejercicio físico a su día. Suba caminando varios tramos de escaleras en lugar de usar el ascensor siempre que pueda. Bájese del subway o del autobús una parada antes. Camine hasta la parada del autobús que está a unas cuadras de distancia. Camine rápidamente en lugar de caminar despacio.

  • Haga que su dieta sea saludable para el corazón
    • Limite su consumo de sal (sodio). Para consejos sobre reducir la sal en su dieta, visite http://www.nyc.gov/html/doh/html/pub/pub.shtml?y=alert.
    • Coma más frutas y verduras.
    • Coma menos grasas trans y grasas saturadas. Escoja carne sin grasa y pescado.
    • Limite su consumo de alcohol.
  • Mantenga un peso saludable
    • Si tiene sobrepeso, bajar auque sea 10 libras puede reducir su presión arterial.
    • Lograr un peso saludable mejorará su salud general aún cuando su presión arterial no baje extraordinariamente.
  • Si fuma, deje de fumar ahora
    • Si tiene presión arterial alta y fuma, usted más que duplica su riesgo de ataque cardíaco.

Para información sobre exámenes de presión arterial, visite nyc.gov/health o llame al 311.

###

#019