Ser abuelos

Custodia

Todos los padres tienen el derecho legal de tomar decisiones relacionadas con el cuidado de sus hijos. Si los padres no desean dar la custodia a otra persona, nadie puede forzarlos a hacerlo. Sin embargo, cuando existen circunstancias extraordinarias que hacen necesario que un tribunal de justicia decida si sería lo más conveniente para el menor alejarlo de los padres y que sea cuidado por otras personas, entonces los derechos de los padres disminuyen. Además, los padres pueden decidir voluntariamente dar a otra persona la custodia de sus hijos.

Los arreglos de custodia se clasifican en dos tipos principales: puede ser una custodia física o una custodia legal-- en esta sección se contestarán algunas de sus preguntas sobre estas dos modalidades de la custodia.

¿Qué es la custodia física? (también conocida como "Custodia informal")
La custodia física ocurre cuando un abuelo se hace cargo de un menor sin una orden del tribunal. La custodia física simplemente significa que el abuelo se hace cargo del menor por un período de tiempo que puede ser corto o largo. En las situaciones de custodia física, los padres conservan todos sus derechos legales tales como el derecho de visitar a sus hijos, Y de tomar decisiones sobre las necesidades médicas y educativas del menor. Los padres también tienen el derecho de regresar, en cualquier momento, y retirar al menor del cuidado del abuelo que tiene la custodia física. Los abuelos que tienen custodia física no tienen el derecho legal de tomar decisiones en nombre de sus nietos.

¿Cuáles son algunos de los problemas de la custodia física?
Algunos abuelos que tienen custodia física no tienen ningún problema -- pueden inscribir a sus nietos en la escuela y hasta pueden obtener atención médica para los niños en clínicas y consultorios médicos de sus vecindarios. Pero, algunos abuelos que tienen custodia física pueden tener dificultad en permitir la atención médica o inscribir a los niños en la escuela. Los abuelos que tienen custodia física no tienen derecho legal de tomar decisiones para sus nietos sobre el cuidado de la salud ni pueden inscribirlos en la escuela. Los abuelos que tienen custodia física sin una orden del tribunal, tampoco pueden adoptar disposiciones legales para que otra persona se haga cargo de sus nietos si algo les ocurriera a ellos.

¿Qué es la custodia legal?
Existe custodia legal cuando un juez concede a un abuelo el derecho legal de hacerse cargo del menor. El abuelo que desea la custodia legal tiene que presentarse ante el tribunal y demostrar al juez que los padres no son capaces de hacerse cargo del menor. Los abuelos que necesitan ayuda para solicitar custodia legal pueden comunicarse con un asistente legal o con su asociación de abogados ("bar association"). (Cuando los abuelos tienen custodia legal, los padres tienen que presentarse ante el tribunal si desean recuperar a sus hijos.)

¿Qué considera un tribunal cuando decide otorgar la custodia legal?
Al decidir si se concede custodia legal a cualquier persona que no sea uno de los padres del menor, el tribunal debe averiguar:

  • si existen circunstancias extraordinarias que hagan necesario que el tribunal decida retirar la custodia legal de los padres
  • quién debería obtener la custodia legal del menor.

El tribunal debe fundar su decisión en lo que se considere más conveniente para el menor.

¿Cuáles son circunstancias extraordinarias?
Circunstancias extraordinarias son razones que consideraría el tribunal para retirar la custodia legal de los padres. Estas razones incluyen situaciones donde:

  • los padres voluntariamente abandonan a sus hijos porque no pueden hacerse cargo de ellos
  • los padres han abandonado a los hijos
  • los padres no pueden hacerse cargo de los hijos debido a una discapacidad física o mental
  • los padres han desatendido a los hijos o se niegan a darles la atención física, médica u hospitalaria necesaria
  • otras circunstancias que el tribunal considere perniciosas para el menor, que no sean lo más conveniente para éste, o que afecten su bienestar.

¿Qué ocurre cuando no existen circunstancias extraordinarias?
Si el tribunal decide que no existen circunstancias extraordinarias, no tendrá motivo de intervenir en la custodia de los padres, ni de retirársela a éstos; los padres conservarán la custodia del menor.

Si existen circunstancias extraordinarias, ¿quién obtendrá la custodia legal?
Si se encuentran circunstancias extraordinarias, el tribunal tendrá que decidir entonces quién obtiene la custodia legal del menor en conformidad con lo que se considere más conveniente para éste.

¿Qué considera el tribunal al determinar lo más conveniente para el menor?
La ley no ha explicado claramente qué es lo más conveniente para el menor, y es algo que varía en cada caso. A fin de determinar qué es lo más conveniente para el menor, el tribunal puede considerar lo siguiente:

  • si la gente que solicita la custodia está capacitada para cuidar al menor
  • la edad del menor
  • lo que el menor quiere, si se puede determinar
  • la necesidad de que el menor tenga estabilidad
  • la salud psicológica de quienes solicitan la custodia la recomendación del abogado del menor (el tutor legal)

¿Los abuelos pueden obtener custodia legal de sus nietos sin el consentimiento de los padres?
Los abuelos pueden obtener la custodia legal de sus nietos (aun cuando los padres de los menores no estén de acuerdo), si pueden demostrar al tribunal que existen circunstancias extraordinarias que requieren que el juez considere quitar la custodia a los padres, y que sería lo más conveniente para el menor conceder la custodia legal a sus abuelos. Si los abuelos tienen custodia, los padres podrán solicitar el permiso de visitar sus hijos, y el juez podrá concederla.

¿Los abuelos que tienen custodia legal son responsables del sostenimiento de los nietos?
No. Los abuelos que tienen custodia legal no son responsables del sostenimiento de sus nietos aun cuando tengan buenos ingresos. Los abuelos tienen el derecho de solicitar programas de asistencia pública, como Asistencia Familiar (Family Assistance) y Medicaid, en nombre de sus nietos para cubrir los gastos del nieto.

¿Un abuelo puede dar su consentimiento a la atención médica de un nieto si él/ella tiene custodia legal?
Sí, los abuelos que tienen custodia legal generalmente pueden obtener atención médica para sus nietos. La mayoría de las órdenes de custodia emitidas por un juez declaran que usted tiene el derecho de dar su consentimiento a la atención médica del menor. Sin embargo, algunos abuelos con custodia legal tienen dificultades cuando se trata de dar su consentimiento para la atención médica. Si usted es un abuelo con custodia legal y tiene dificultad en permitir la atención médica de su nieto, comuníquese con la oficina de servicios legales, de asistencia legal o de servicios legales para personas mayores o con la asociación de abogados más cercana para que le ayuden.

¿Necesito un abogado para obtener la custodia legal de mis nietos?
Si los padres están de acuerdo en que usted obtenga la custodia, es posible que no necesite un abogado. Sin embargo, si los padres no están de acuerdo con que usted debe obtener la custodia, tendrá que demostrar ante el tribunal que existen circunstancias extraordinarias que hacen necesario que éste decida si se debe retirar al menor de la custodia paterna y concederle a usted la custodia de sus nietos. Los padres tendrán el derecho a un abogado y se podrá designar un abogado (también llamado tutor legal) para su nieto. Le convendría consultar con servicios legales o con un abogado de asistencia legal o comunicarse con la asociación de abogados de su localidad.

¿La custodia legal es permanente?
No. La custodia legal puede no ser permanente y puede terminar cuando uno de los padres del menor pide al tribunal que le devuelva la custodia. Sin embargo, el tribunal tiene que celebrar una audiencia para determinar si han cambiado las circunstancias que convencieron al tribunal que había que retirar a los padres la custodia de los menores y concedérsela en cambio a los abuelos. Si el tribunal decide que han cambiado las circunstancias, deberá decidir también si ahora es lo más conveniente para el menor volver con sus padres.